viernes, 12 de mayo de 2017

Aromas de Azucena



Foto diario La Nación



AROMAS DE AZUCENA

"Crecemos como las flores, por decir algo bueno..."
Negrita, Madre de Plaza de Mayo. Diálogo de la película "La Casa Tomada" (1977)


Fueron tantas las lágrimas perdidas
que han surgido pimpollos de la greda
y en sus pétalos blancos se da cita
una generación de sangre nueva.
Es justa su razón, no se detienen,
esas corolas blancas de azucenas
han formado una ronda con su aroma
cubriendo la hediondez que las rodea.
No tienen jardineros oficiales,
desprecian los canteros ordenados,
no se prestan a las galanterías,
ni a ornamentos de iglesias o de estrados.
Permanente es la savia de sus venas
y aunque sus tallos grietas aparenten
tienen toda la fuerza de la vida,
gozan la libertad y la belleza
y al libar de su néctar las abejas
trasladan el valor a la colmena
para expulsar los zánganos y reinas
por lacayos causantes de sus penas.
Este nuevo dulzor de la conciencia
le dará el justo rol a las obreras:
producirán la miel para su pueblo
y en sus danzantes vuelos hacia el polen,
desde el aire, verán la plaza llena
de aquellas flores blancas que un abril
abrieron con perfume de Azucena.


jueves, 16 de febrero de 2017

Huevo de urraca





¡Oh…!, huevo celestino de la urraca
en donde el ave
ha gestado su herencia.
Es tu destino breve
cual pétalo de  flor.

Dentro de ti el pollino
ha de ser su obstetricia
cuando su pico rompa la envoltura
para que dejes tú de ser el huevo
y él,  pueda ser el pájaro
con un hado de cielo.

Y en el ciclo que inicias
y, terminas cuando cede tu cáscara,
la libertad  en tu especie
ha de de mostrarse en alas del amor.

domingo, 12 de febrero de 2017

Telaraña







Aquella telaraña fue el espejo
 que enfrentó nuestros rostros.
Se produjo un encanto de alegrías
y en un juego de niños anhelado
el amor en sus hilos nos unía
cual débiles insectos enredados.

Era tiempo de sol, de fresca brisa
de sueños, de sonrisas,  de ternura…
y al ignorar del cielo la tormenta,
amaneció y la tela ya no estaba,
fue como nuestro amor  de un solo día


hoy me llueven amores que he perdido…

viernes, 10 de febrero de 2017

Viejos amigos







Los dos ya somos viejos.
Has marcado el paso imperceptible
del segundo, el minuto, de la hora y el día.
Mientras tanto, yo he sido
quien ha dado la cuerda
con que mueves tu péndulo incesante.

Amigo, somos uno del otro dependiente…

¿Tú dejarás primero de dar las campanadas
que alertan a mis sueños?
¿O en la grata armonía del tic tac,
serán tus manecillas circulantes
el ritmo de mis últimos latidos?

Las horas que aún giran por tu esfera
avanzan  al final de nuestro horario
 añoranzas de penas y alegrías
y... ya menos  los días de nuestro calendario.

Tal vez nuestro final  sea un mismo día.
 Mi último latido: tu ronca campanada,
Mi corazón dormido: tu péndulo cansado. 

miércoles, 1 de febrero de 2017

Ese es Juan








ese es Juan
el que cada mañana
sale a enfrentar el barro
en su barrio lejano del asfalto
sin veredas sin cloacas
donde su vecindario
cuando calma la sed
degrada sangre
porque el agua no es clara
lleva  azufre y arsénico

ese es Juan
escuchó en la mañana junto al mate
el informe del tiempo
el rating de Tinelli y de Susana
el proyecto de ley sobre ganancias
el precio de la soja en Nueva York
a cuánto ascendía el dólar
y…  pensó en su destino de trabajo

ese es Juan
camino a su jornada
curtido por los fríos y calores
 incrédulo a  promesas
de todos los gobiernos que han pasado

ese es Juan
un patriota ignorado
sus manos son un símbolo de patria
y sólo con dolor y con pobreza
se lo ha condecorado

ese es Juan,
por  todos  olvidado.



viernes, 27 de enero de 2017

Sombras





Cuando las musas andan
enredadas en sueños
de dolor o de ausencias
la poesía se muestra
con imagen de sombras,
se asocia a las metáforas
en viscosos intentos
y propone el ejemplo
de obscuros sentimientos,
de mentes enfermizas,
con siniestras ideas
o viles pensamientos.

Sin embargo la sombra
sólo se hace presente
como una compañera
y se muestra vigente
si una luz la origina.

Como el árbol caído,
si perdemos la sombra
perderemos la vida,
mas el árbol que yace
puede valer por leño,
pero un hombre sin sombra
ha perdido sus sueños.

No asociemos la sombra
a las cosas funestas,
la luz hace la sombra
que refleja presencias
y si andante esa sombra
se muestra en movimiento
es proyección de  vida
del ser en su existencia.